Un historia de amor con un toque Einstein

He visto Más allá del tiempo (The time traveler´s wife 2009. Dirigida por Robert Schwentke). Al principio confieso que me daba algo de pereza verla pero al ver que el guión los firmaba Bruce Joel Rubin, el guionista de Ghost (1990), me animé a hacerlo y… el resultado ha sido… interesante.


El guión de Rubin es una adaptación de la novela homónima de la escritora Audrey Niffenegger.  Desde una acertada y modesta perspectiva, Más allá del tiempo narra –cómo no- la gran historia de amor de Clare (Rachel McAdams), una pintora, y Henry (Eric Bana), un tipo con un extraño defecto genético que le permite viajar en el tiempo.

Clare ha estado enamorada de Henry, un bibliotecario de Chicago, toda su vida. Ella cree que están destinados a estar juntos, a pesar de que no sabe cuándo tendrán que volver a separarse porque… lo que en principio parece una genial ventaja, una habilidad que muchos querríamos tener, convierte sus vidas en un sin sentido que agotaría la paciencia hasta del Dalai Lama…

Y es que el sistema de viaje en el tiempo de Henry tiene sus limitaciones: Una, no puede escoger  ni a dónde y ni cuando viaja, simplemente, de repente ¡chas! Desaparece por unas horas, unos días, nunca se sabe… Dos, sólo puede viajar Henry, sin ropa, así que cada vez que aparece en un sitio, desnudo… En fin, como la mayoría de los norteamericanos no practica el nudismo pues le trae bastante problemas… Tres, no puede cambiar nada del pasado -lo que tenga que pasar va a suceder igualmente- y cuatro, no puede dejar de viajar, en su cuerpo funciona como una necesidad física absolutamente imprevisible… Por su puesto, tiene su lado positivo, como todo en la vida, incluso en una como ésta, pero… ese lado mejor lo descubrís vosotros XDDD

watch?v=ySiDuCTew0g&feature=related

No es una película que será recordada como Ghos, ni mucho menos, pero es una  bonita historia de amor, ideal para adict@s al romanticismo.  Está bien contada, sin pretensiones, sin trampas, y a pesar de usar un elemento tan de ciencia ficción como viajar en el tiempo, todo fluye con una hermosa naturalidad. Incluso los problemas que tiene esta pareja, en el fondo, no se alejan tanto de los que pueda tener una familia “normal”…  La cinta cumple perfectamente su función: hacerte olvidar este mundo durante 107 minutos…

Encontrar el verdadero es tan difícil, que cuando tienes la suerte de hallarlo, haces lo imposible para no perderlo, al igual que hacen los protagonista de esta historia de amor con un toque Einstein…  Si existe el amor, debe ser algo muy parecido a lo Henry y Clare siente…

Anuncios

~ por Guiolista en 30 abril, 2010.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: