I saw The Devil…

La Venganza es un sentimiento humano que siempre me ha llamado extremadamente la atención, porque…  aún sabiendo que es completamente inútil, muchos seres humanos no pueden – o no podemos- evitar ejecutarla.  I saw The Devil (2010), la película que me ha cautivado y de la que quiero hablar hoy, va incluso más allá,  como dice mi amigo Pablo Fernández, este film da una vuelta de tuerca más al concepto de venganza…

En algunas sociedades, se cree que la lesión infligida en una venganza debe ser mayor a la lesión que la originó, como medida de castigo… En Japón, por ejemplo, durante el Medievo, la clase Samurai mantenía el honor de su clan de su señor feudal a través del asesinato por venganza. Estos asesinatos podían involucrar también a familiares de los ofensores…

I saw The Devil es una cinta surcoreana, no japonesa, pero la esencia de Venganza que maneja es igual a la de los Samurais en Japón. Y, en cualquier caso, la Venganza es una temática recurrente en las películas orientales, en muchos casos disfraza de… honor.

Fue Pierre Choderlos de Lacios, en su novela Les liaisons dangereuses (Siglo XVIII), quien escribió el famoso proverbio: “La venganza es un plato que se sirve frío“, a lo que yo añado: porque si lo sirves caliente… te quemas…


Si hacen esto a tu esposa, o a tu hijo o a alguien realmente querido para ti, ¿tú no te vengarías?… Nunca se sabe. No se puede saber cómo se reaccionaría ante algo así hasta que no lo vives en tu propio pellejo… Pero la verdad es que ante algo así, quién puede quedarse sin hacer nada… Ya que, curiosamente, la Venganza siempre se relaciona con la Justicia…

Y  justicia es lo que cree que hace el protagonista de esta thriller. I saw The Devil comienza cuando la novia embarazada de un agente de la secreta coreana,  Kim Soo-Hyeon (Lee Byung-Hun),  muere brutalmente asesinada a manos de un peligroso psicópata que mata por puro placer (Choi Min-sik)…   Tras el crimen, Kim jura hacer todo lo que esté en su mano para vengarse del criminal, aunque ello conlleve que él mismo se convierta en un monstruo.

Kim Ji-Woon dirige este increíble guión escrito por Park  Hoon-Jung. Desde el primer plano al último, desde la primera línea de diálogo hasta la última, este gore policiaco es “magistral y salvaje”, como bien describe Luis Martínez -el crítico de El Mundo-.

La película dura casi dos horas y media, pero ni te das cuenta. Todo acontece en su justo momento. Los actores son brillantes, hay momento donde ni siquiera necesitas entender coreano o leer los subtítulos, ya que  con sus gestos y miradas puedes saber lo que están sintiendo o pensando…  El montaje, el sonido, los tiros de cámara, la fotografía y todos los demás elementos, desde la banda sonora a las localizaciones y el vestuario, son prácticamente perfectos: no podrías imaginar que la historia sucediera de otro modo ni en otro lugar…  Este thriller te engancha hasta el final (señor Artily, mil gracias por su recomendación :DDD)…

Eso sí,  I saw The Devil es brutalmente violenta y  gráfica en extremo. Y eso que al público ha llegado una versión light de la original, ya que, por lo que he leído, Korea Media Rating Board obligó a Kim Ji-Woon a reeditar la película para poder estrenarla en la gran pantalla, y si no lo hacía, le restringirían su estreno en el cine y pasaría directamente a DVD…

La original era demasiado violenta, pero la versión para el público no se queda corta. Debo confesar que hubo un par de escenas en las que tuve que taparme los ojos por unos segundos, pero eso sólo demuestra lo bien hecha que está.

Sé que no todo el mundo puede ver este tipo de cine,  pero al igual que dije en el post de Martyrs (Escrita y dirigida por Pascal Laugier. 2008), en este caso,  la violencia  tiene una razón dramática, y es una razón muy poderosa: la Venganza…

Nadie dijo a Shakespeare que no podía escribir Otelo porque el tema de los Celos la convertía en una tragedia muy violenta; o qué me dicen de Romeo y Julieta, muertes, peleas, suicidios… ¿Y de Dickens? Abandono, maltrato de niños, etc… No pretendo comparar a Kim Ji-Woon o Park  Hoon-Jung con ShakesperareDickens,  pero tengo tremenda curiosidad por saber qué hubieran hecho estos dos últimos con una cámara en sus manos, ¿hasta qué extremo habrían llegado para mostrar el realismo de sus relatos?…  Qué pena que nunca lo sabremos…

En fin, lo único que puedo garantizarles es que, como dice el Capitaine Castro en su blog “Ultrahumano”, ver I saw The Devil es toda una experiencia…

 

 

 

Anuncios

~ por Guiolista en 20 enero, 2011.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: